Portal Winny 2021
Portal Winny 2021
Salud

PARTO VS. CESÁREA: Mitos y verdades

PARTO
¿Parto o cesárea? Cuáles son los mitos y verdades de cada uno y cómo saber cuál es la mejor opción.
Por: Marcela Lozano Psicóloga, doula, asesora de lactancia y educadora prenatal

¿Parto y/o cesárea?, ¿Cómo sé cuál es la mejor opción para tener a mi bebé?, son dos preguntas muy importantes que comenzarán a surgir en tu mente, ¡Tranquila! Sea parto vaginal o cesárea se trata de un momento mágico. Has sido templo sagrado de vida y en ti se ha gestado el más lindo milagro.

Al nacer miras a tu bebé y admiras su perfección. Una madre trae LUZ al mundo a través de su bebé, no es más o menos por cómo nace. Si está en tus manos elegir entre el parto o la cesárea, asegúrate que se trate de una decisión bien fundamentada y no basada en mitos.

Hoy te compartimos algunos mitos y verdades acerca del parto y de la cesárea para ayudarte a tomar esta decisión y así consultarlo con tu médico de cabecera:

MITOS DEL PARTO

Los bebés que nacen por parto quedan con la cabeza alargada: Es una realidad que los bebés tienen placas óseas blandas con la capacidad de comprimirse o superponerse para atravesar el canal vaginal. Sin embargo, con el tiempo la cabeza irá tomando una forma más redondeada según la genética de cada uno.

Nunca más sentiré placer sexual después del parto: Es una realidad que la zona vaginal queda distendida tras el parto. Sin embargo, se trata de una etapa transitoria. Los ejercicios de kegel (contraer vagina y ano hacia adentro), te ayudarán a tonificar el periné y recuperar el placer sexual.

Siempre es necesario hacer la episiotomía (corte para ampliar el canal vaginal): La Organización Mundial de la Salud (OMS) explica que la episiotomía no se debe hacer de rutina, no previene los desgarros, es dolorosa, empeora la recuperación y puede tener secuelas a largo plazo como la incontinencia urinaria y dolor en las relaciones sexuales.

La epidural es la única manera de combatir el dolor de parto: La OMS recomienda ofrecer antes otros métodos de alivio para el dolor como el uso del balón de yoga, masajes, posturas, caminar.

VERDADES DEL PARTO

El parto favorece la lactancia: ¡Si! Las hormonas segregadas durante el parto estimulan la bajada de la leche.

En el parto te ahorras las posibles complicaciones de una cirugía: ¡Correcto! En el parto se pierde menos sangre que en la cesárea y hay menos probabilidad de infección.

El parto favorece la respiración del bebé: ¡Así es! Los químicos secretados durante el parto le mandan la señal al bebé de eliminar el líquido que queda en sus pulmones.

Durante el parto, una mujer puede tener un orgasmo: ¡Así es! En el parto y el acto sexual intervienen las mismas hormonas: la oxitocina conocida como la hormona de amor tiene un papel protagónico en ambos.

MITOS DE LA CESÁREA

La cesárea es más segura que el parto: La cesárea es más segura solo en ciertos casos: partos prolongados, presentación anómala o sufrimiento fetal.

En una embarazo sano, el parto resulta ser la opción más segura, puesto que la cesárea es una cirugía mayor con los riesgos que esto acarrea: hemorragias, infecciones, dificultades con la anestesia.

Durante la cesárea no se puede iniciar la lactancia: En Colombia no lo suelen permitir, pero ya es una realidad en otros países: favorece el agarre del bebé al seno y la bajada de la leche.

Es lo mismo una cesárea programada que una cesárea después de un trabajo de parto: ¡Falso! El tener trabajo de parto antes de la cesárea tiene grandes beneficios, te comparto algunos: tu bebé ya ha indicado que está listo para nacer, promoción de la lactancia, se reduce probabilidad de líquido en los pulmones.

Todos los bebés deberían nacer por cesárea: La OMS sugiere una tasa de cesáreas del 10 al 15%, ya que al ser superior aumenta la probabilidad de mortalidad materna y del recién nacido.

En los países desarrollados solo se practican cesáreas: ¡Falso! Los países desarrollados como Holanda, Suecia, Alemania, entre otros, tienen las tasas más bajas de cesárea. Esta cirugía tiene las tasas más altas en los países en vía de desarrollo.

VERDADES DE LA CESÁREA

Tener cesárea hace más probable tener una cesárea en el futuro: Así es, aunque es posible un parto después de una cesárea, lo más probable será una nueva cesárea para evitar un desgarro del útero.

La cesárea permite programar la llegada del bebé: Si eliges tener cesárea sin trabajo de parto una cesárea programada aumenta la certeza de la fecha de nacimiento (no del todo, el bebé puede adelantarse).

La cesárea implica más riesgos de salud para el bebé: Así es, los bebés nacidos por cesárea tienen menos defensas y más probabilidad de presentar problemas respiratorios.

La cesárea me protegerá del daño en el suelo pélvico: La distensión del suelo pélvico también está asociado a los cambios que vive la mujer durante el embarazo y el postparto.

En Latinoamérica, 4 de cada 10 bebés nacen por cesárea: ¡Verdadero! A pesar de las advertencias de la OMS, la cesárea sigue siendo elegida sin justificación médica en la mayoría de los casos.

Finalizo este artículo con un llamado al respeto por las decisiones de cada familia. Mi objetivo a través de estas letras es que elijas a conciencia, no por mitos ni suposiciones.

La realidad te permitirá tomar decisiones responsables contigo misma y con tu familia.

¡Comparte este artículo!

Aplican términos y condiciones



Artículos relacionados

Salud Embarazadas

Ecografía de embarazo, qué es y cuándo se realiza

¿Quieres conocer de qué se trata la ecografía de embarazo y cuál es su importancia?

Salud Embarazadas

Parto natural, ¿qué esperar en cada etapa?

El parto natural es un evento único en la vida de una mujer, es tu primera cita con tu bebé.

Salud Embarazadas

Líquido amniótico y sus principales funciones

Descubre qué es el líquido amniótico y cuáles son sus funciones.